Home México Los restos de Alexander Mora

Alexander-Mora-Venancio-AyotzinanpaLA RAYA DEL TIGRE
A confirmación de que los restos óseos encontrados el mes pasado en el basurero del municipio de Cocula corresponden al estudiante normalista de Ayotzinapa Alexander Mora Vicencio, de 19 años, levantó mayor polémica sobre un asunto que cobra nuevos bríos en la sociedad. Los especialistas forenses de Innsbruck, Austria, y los peritos argentinos dieron a conocer esta conclusión antes que la Procuraduría General de la República.
Este hallazgo refuerza la tesis sobre la participación del Estado en la tragedia, porque si ya comienzan a encontrarse indicios de asesinato, y no de la desaparición que hasta ahora se ha considerado la posibilidad más viable, entonces la pregunta sobre el destino de los otros 42 apunta hacia más de un nivel de gobierno.
Desde el primer instante en que se dio a conocer la noticia de la coincidencia de los restos óseos con los de Alexander Mora, los padres de los otros desaparecidos declararon estar listos para continuar la lucha y exigir castigo para todos los responsables de ese ataque, perpetrado la noche del pasado 26 de Septiembre en Iguala.
De ahora en adelante, se vislumbra que la sociedad intensificará su demanda de esclarecimiento total de los hechos y la aplicación de la ley para todos aquellos que por omisión o complicidad propiciaron la muerte o lesiones en algunos estudiantes, la desaparición de 43 de ellos y el asesinato de tres civiles.
La Procuraduría General de la República ya no conforma a nadie con la versión de que los autores materiales -es decir, policías municipales de Iguala y Cocula- están detenidos, junto con un buen número de integrantes del cártel “Guerreros Unidos”, así como los autores intelectuales de los hechos, el exalcalde de Iguala, José Luis Abarca, y su esposa María de los Ángeles Pineda.
En Guerrero y el resto del país, incluso en el extranjero, se sabe que hay más culpables de este episodio; la propia PGR debe explicar por qué tardó diez días en atraer una investigación claramente de su competencia.
De igual modo, el procurador Jesús Murillo Karam debe explicar las razones por las que no detuvo a José Luis Abarca desde cuando menos seis meses antes de los fatídicos hechos, cuando fue enterado, con pruebas fehacientes, de que él y su esposa eran parte de la organización criminal “Guerreros Unidos”. Murillo Karam debe aclarar hasta el montaje teatral en la detención de Abarca, porque ocurrió en un hotel de Jalapa, Veracruz, una semana antes de ser “sembrado” en un populoso barrio de Iztapalapa, en el Distrito Federal.
Por su parte, el exgobernador Ángel Heladio Aguirre Rivero no sólo debe dar cuentas de su tolerancia y amiguismo con Abarca, sino justificar la evasión del exedil, quien fue aprehendido tras los hechos y a las 30 horas se le permitió salir, como si nada, de los separos de la cárcel de Iguala.
Del mismo modo, el Secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, permitió por demasiados días que Aguirre “arreglara el asunto”, según sus propias palabras, para no invadir ámbitos, pero eso solamente empeoró las circunstancias.
La propia milicia tuvo participación esa trágica noche, pero nunca en defensa de los agredidos, sino que documentó los hechos, tomó fotografías de alumnos y amenazó con entregarlos a la policía municipal de Iguala, precisamente los verdugos de los estudiantes, según declaraciones de los sobrevivientes que fueron detenidos por elementos del ejército, justo cuando intentaban huir y esconderse de la furia de sus agresores.
No son pocos, pues, los funcionarios de todos los niveles de gobierno involucrados en este crimen de Estado, aunque oficialmente no se reconozca aún, pero que será necesario desenredar y aplicar la acción de la justicia, si es que este gobierno desea rescatar un ápice de estabilidad y continuar su función tal y como lo planteó a los mexicanos a partir del uno de diciembre del 2012.
DE MAL EN peor siguen las cosas en el Centro de Bachillerato Tecnológico Agropecuario número 28, de Canatlán, Durango. Trascendió la intervención de la coordinación general de ese sistema educativo, pero las autoridades del plantel desatendieron las instrucciones a seguir y arremetieron contra un segmento del alumnado, sus padres y también contra docentes. La corrupción ahí debe ser frenada porque empieza a salpicar a otros lados. Al parecer, hasta el Partido Acción Nacional desliza ahí sus tentáculos… INICIA LA ÚLTIMA semana laboral del año. A partir de la entrante, la mayoría de las oficinas de gobierno mantendrán guardias que abrirán la puerta de la dependencia, pero no resolverán siquiera los asuntos sencillos. Tome en cuenta cualquier trámite pendiente, pues, estimado lector… UN VEHÍCULO DE la Policía Estatal hizo las veces de retén ayer al mediodía en el bulevar Factor. Varios conductores fueron obligados a detenerse y fueron revisados, junto con sus acompañantes ¿Estas acciones son parte del operativo del periodo navideño?
Twitter @rubencardenas10

google-site-verification: google280ca0eeb565a7e1.html
A %d blogueros les gusta esto: