Home México Prefieren dar televisores que internet… ¿Por qué será?

Según el Instituto Nacional de Estadística, Geografía e Informática, de los doce millones de hogares que cuentan con una computadora en México, sólo el 16 por ciento tiene internet, la herramienta de mayor impacto en el mundo de la información en los últimos años. No obstante, durante 2014 y 2015, el número de internautas mexicanos se incrementó en un 8 por ciento, al pasar de 51.2 a 55.3 millones de ciudadanos conectados a la web, aproximadamente el 46 por ciento del total de la población nacional, de acuerdo al reporte de The Competitive Intelligence Unit.

Aunque 65.1 millones de mexicanos todavía no gozan del derecho a este medio de comunicación, las cifras de usuarios van en aumento, lo cual redunda en un número mayor de ciudadanos informados y con capacidad de organizarse al instante, algo que no ocurría en el pasado. Así, es a través de la web como las sociedades están cambiando, con la posibilidad de tener acceso inmediato a un flujo mayor de datos; esto significa menos tolerancia a las malas acciones de los gobernantes.

Y cuando en el mundo la tendencia es una mayor apertura a internet, en México el gobierno de Enrique Peña Nieto le sigue apostando principalmente a la televisión, un medio que entretiene y divierte, pero poco informa, debido a que, al menos las dos cadenas televisivas más grandes, son empresas aliadas del régimen -o voceras, en ciertas ocasiones- y no hablan con la verdad a las audiencias, o lo hacen selectivamente.

Tan le apuesta el gobierno federal a la influencia de este medio, que continúa regalando millones de televisores a las familias inscritas en los padrones asistenciales de la Secretaría de Desarrollo Social. Son aparatos de 24 pulgadas, de alta definición y que sumarán un total de14 millones al final del presente 2015, cuando se consume el “apagón analógico”, que dará paso a la televisión digital, asegura la Secretaría de Comunicaciones y Transportes.

Esta acción representa un gasto de 19 mil millones de pesos al gobierno, monto que pudo ser minimizado, si se hubieran repartido sólo los decodificadores para los aparatos analógicos y así convertirlos en digitales.

No parece haber mucho espacio para la crítica cuando, aparentemente, se trata de mejorar la calidad de vida de las familias; sin embargo, que se priorice el avance tecnológico para ver televisión y no para ofrecer acceso gratuito a internet, hace pensar que existe un mayor interés en mantener a la gente entretenida, que en darle oportunidad de informarse y, por lo tanto, opinar y generar cambios.

Queda claro, entonces, que la apertura gratuita de más espacios con internet para ese segmento superior a la mitad de la población es un asunto de menor importancia que regalar un televisor de alta definición; sin embargo, está por verse si se logra detener el vertiginoso avance de este medio de comunicación.

Hoy, como ocurre en otras partes del mundo, las redes sociales están cambiando la agenda informativa de los medios tradicionales; la oportuna labor de millones de periodistas urbanos está dejando atrás el manejo noticioso de la misma radio y televisión, otrora insuperables en dar a conocer una noticia a sus audiencias.

A través de la historia no se pudo frenar el avance de los medios escritos; luego resultó imposible evitar la penetración de la radio y menos de la televisión. Ahora, el uso creciente de la internet seguirá moviendo el mundo de las comunicaciones, porque cubre, al igual que los otros medios, una necesidad natural del ser humano, o sea, estar en contacto con otros. En México, haya o no mejores aparatos de televisión en una casa, esto no suplirá el interés por mantenerse al día en cuanto a lo que sucede cada instante, aunque sea por simple curiosidad o morbo.

DIPUTADOS LOCALES PRESENTARON una iniciativa con proyecto de decreto que contiene una nueva ley de Turismo del Estado, con la cual se pretende mejorar este rubro en Durango. Bienvenido ese propósito, y esperamos que no quede sólo en eso…POR CIERTO, EL Diputado local Juan Ávalos Méndez, presidente de la Comisión de Turismo en el Congreso, afirma que Durango se ha convertido, en los últimos años, en el centro turístico del norte de México, lo cual es todavía falso. La realidad es que mucho nos falta para estar a la altura de Nuevo León, ni de Tamaulipas, donde su festival cultural de cada año atrae a casi 800 mil visitantes en la semana que dura, pese a los altos niveles de violencia en esa entidad… HAY REQUISITOS CASI imposibles de cumplir por parte de los productores frijoleros del estado para recibir el pago de los dos pesos por kilo que prometió ASERCA desde hace más de un año. De plano, se nota que la intención es no pagarles, que se cansen y desistan de pedir su justa retribución.

Twitter @rubencardenas10

google-site-verification: google280ca0eeb565a7e1.html
A %d blogueros les gusta esto: