Home Durango Se reparten PRD, PRI y PAN el poder en Michoacán

Rubén Cárdenas. El nuevo gobernador constitucional de Michoacán, Silvano Aureoles Conejo, presentó ayer a su gabinete estatal, en el que sobresalen nombres tanto de priístas como de panistas y perredistas. Podría interpretarse esta conformación de su equipo como un signo de pluralidad; sin embargo, la realidad es que los partidos políticos en Michoacán se reparten entre ellos el poder no para ser igualitarios, sino porque ya no pueden sostenerse por sí solos. Lo que definitivamente no hacen es abrir espacios a los perfiles ciudadanos dentro del esquema gubernamental.

Como se recordará, Silvano Aureoles obtuvo el triunfo representando al Partido de la Revolución Democrática en las elecciones del pasado 7 de junio y no contendió en alianza con ningún partido, y no lo necesitó, pues el PRI pareció hacerle el favor de su vida al designar como adversario a quien ocupaba el cuarto sitio en las encuestas electorales, José Ascensión “Chon” Orihuela.

La versión extraoficial respecto a estos comicios siempre fue en el sentido de que el triunfo del perredista se debió a un acuerdo entre los dirigentes nacionales del PRD, PAN y PRI en el 2012, dentro del famoso Pacto por México, con el propósito principal de aprobar las reformas estructurales.

Si en verdad se trató, pues, de un acuerdo previo, no resulta tan sorpresiva la integración de un gabinete con miembros de estos tres partidos. No le alcanzó el capital político a Silvano Aureoles para ejercer el cargo solamente con gente del perredismo, como lo hicieron sus antecesores, aunque eso tampoco significó progreso o deslinde de los grupos criminales, sino todo lo contrario.

Entonces, lo que vemos hoy en Michoacán no es precisamente la expresión de un gobierno plural, sino un recurso político para poder ejercer el mandato sin tanta oposición, sobre todo en una entidad tan convulsionada.

Tan desgastados están los partidos actualmente en México, porque Michoacán no es caso excepcional, que necesitan asociarse ya sea para contender o para gobernar, porque solos no se sostienen, pero indudablemente se mantienen en la misma idea de hacer a un lado la participación ciudadana.

El ejemplo de Michoacán muestra con claridad que los partidos políticos están muy dispuestos a compartir el botín -así ven la tarea de gobernar- entre ellos, siempre y que les traiga beneficios por parejo o proporcionales, pero los ciudadanos sin filiación partidista no entran en sus planes, menos en su gabinete. Más allá de la militancia partidista, es el perfil de cada cual lo que debería privilegiarse al conformar un equipo de colaboradores para gobernar, pero seguimos estando muy lejos de un criterio social y no partidista.

Más de uno podría presumir, de este modo, que Michoacán será gobernado en la pluralidad, cuando lo real es que representa únicamente el cumplimiento de un pacto establecido con anterioridad, como otros tantos que podrían delinearse de cara a los próximos comicios del año entrante.

Al gobernador Aureoles Conejo y a otros que desean intenten gobernar otros estados, muy pronto la sociedad les recordará que ya no confía en partidos políticos, por más que se presenten con un rostro de pluralidad; la ciudadanía ya no compra esas historias de “poder compartido para gobernar mejor” ni está dispuesta a continuar tolerando ineptitud, corrupción y reparto selectivo de beneficios. La sociedad de partidos en Michoacán no es la solución, porque no se trata de un verdadero intento por manejar bien los destinos del estado; es de dudarse que funcione. Lo que no se duda es que otras entidades tomen esta idea y la quieran implementar como una gran novedad en los próximos procesos electorales. Eso sería un engaño para la sociedad.

EL INSTITUTO ELECTORAL y de Participación Ciudadana dio a conocer el calendario de actividades del proceso electoral del 2016: registros de aspirantes, fechas de precampañas y campañas, así como de retiro de propaganda, entre otras, que están previstas a partir del 4 de enero del 2016. A ver si los partidos deciden cumplir este calendario como debe ser…OTRA VEZ HAY inquietud entre los defensores de los parques Guadiana y Sahuatoba, porque se sigue avanzando en la construcción del Centro de las Artes en terrenos del Sahuatoba. En un inicio, el ICED se había comprometido a levantar un edificio de 1,400 m2, pero aumentó a 1,700, y ahora pretenden construir en dos hectáreas más, justo donde se edificaría el Parque Centenario…SE REGISTRÓ UN connato de bronca estudiantil entre jóvenes del Instituto Tecnológico y de la UJED, debido a que los ánimos se exaltaron previo a la realización de un partido de futbol en canchas del Tecno. Hubo intercambio de proyectiles de plástico, como botellas, con saldo blanco. Finalmente, se suspendió el partido y se retiraron los universitarios.

Twitter@rubencardenas10

 

google-site-verification: google280ca0eeb565a7e1.html
A %d blogueros les gusta esto: