Home Misioneros Claretianos ¿Alguna vez has sentido el llamado?

Hoy te queremos presentar a nuestro grupo de seminaristas que se encuentran realizando sus estudios en la ciudad de Chicago. Los Misioneros Claretianos tienen una casa vocacional en la ciudad de Chicago, si te interesa unirte a esta comunidad por favor comunicate con nosotros vocations@claretians.org o llama al 312-236-7782.

 

¿Quiénes son los Claretianos?

Los claretianos son una comunidad religiosa católica de sacerdotes y hermanos. Nos dedicamos a la misión de vivir y extender el Evangelio de Jesús. Nuestros ministerios nos llevan a más de 60 países por todo el mundo, donde vivimos y servimos 3,000 de nosotros. Nuestro servicio de publicaciones prospera en 12 países.
¿Quién fundó a los claretianos? ¿Cuándo se fundaron?
Nuestro fundador es San Antonio María Claret. Nació en Vic, España, en 1807. Fundó la comunidad en 1849. Fue canonizado en 1950.
¿Cuántas personas hay en la comunidad en los Estados Unidos?
En los Estados Unidos tenemos dos provincias, Este y Oeste. El río Mississippi divide las dos provincias. La provincia del Este tiene unos 60 miembros que sirven en Illinois, Georgia, Missouri, New Jersey, México y Jamaica. La Provincia del Oeste tiene casi 80 miembros que sirven en California, Arizona y Texas. En todo el mundo tenemos unos 3,000 miembros en más de 60 países de cinco continentes.
¿Cuántos jóvenes tienen en este momento?
Nuestra provincia (Estados Unidos Este) tiene unos 18 estudiantes en formación en este momento. Varios tienen unos veinte años, y otros son mayores.
¿Dónde viven los estudiantes en formación?
Nuestra casa de estudios, la casa de formación, está en Chicago. El noviciado también está en Chicago.
¿Cuál es el enfoque principal de su orden?
Los claretianos están llamados a ser misioneros. Estamos llamados a ser Servidores de la Palabra, o evangelizadores. Como misioneros se nos llama a utilizar todos los medios posibles para llevar la Buena Noticia del amor de Dios al mundo, especialmente a los pbores. Somos llamados a evangelizar y a ser siervos de la Palabra de Dios, respondiendo a las necesidades más urgentes de la manera más eficaz y oportuna posible. En nuestra provincia esto significa trabajar con inmigrantes, con jóvenes tanto en los barrios de la ciudad como en el campus universitario, con familias, en parroquias de barrios, en publicaciones y en misiones extranjeras. Servimos en este país y en otros países. Nuestra provincia tiene misiones en México y también en Jamaica. También somos una congregación universal y estamos disponibles para ir a cualquiera de nuestras misiones.
¿Viven solos o en comunidad?
Los claretianos viven en comunidad y se reúnen en comunidad para la misión. Siempre hay tres o más claretianos que viven juntos. Yo soy parte de la comunidad de San Pablo. Hay otros tres sacerdotes que viven en San Pablo. Yo vivo en Casa Claret, que está enfrente de la iglesia, y vivo en una comunidad con once estudiantes. Los estudiantes tienen unos veinte años. Todos están estudiando y trabajando.
¿Qué le diría a una persona joven sobre la vida religiosa?
La vida religiosa vale la pena. Merece la pena dedicar tu vida de esta manera a Dios y al mundo. Es un lugar donde seguir tus sueños con pasión y compromiso y estar en un camino centrado en Dios para transformar el mundo. Hacemos esto en comunidad con una misión compartida para llevar el amor de Dios a los demás, especialmente a los pobres.
¿Qué significa “misionero”?
Los claretianos tienen un estilo de pastoral misionera. Esto quiere decir que estamos dispuestos a ir dondequiera que la necesidad sea más urgente, lo cual nos lleva a países extranjeros, barrios de grandes ciudades, la universidad o una parroquia. Estamos comprometidos a ver el mundo a través de los ojos de los pobres, y a responder utilizando todos los medios posibles para cuidar de las necesidades espirituales y materiales de los demás.
¿Cuáles son las necesidades más urgentes que han identificado los claretianos?
Nuestra experiencia nos ha llevado a enfocar nuestro servicio en las necesidades de los jóvenes, inmigrantes y familias. Los ministerios claretianos traen esperanza a través de los sacramentos, la educación, el cuidado médico y el consejo espiritual.
¿Por qué están los claretianos involucrados en publicaciones?
Los claretianos consideran el trabajo que hacemos en publicaciones un ministerio como todas las otras obras que hacemos. Las raíces de nuestro ministerio de publicaciones vienen de nuestro fundador, San Antonio Claret, que publicó y distribuyó cientos de libros y folletos escritos por él mismo a comienzos del siglo XIX. Llegaron a llamarle el “Apóstol Moderno de la Buena Prensa”. A causa celo de Claret de extender la palabra a través de los escritos y publicaciones, los claretianos hoy día están encendidos con el mismo celo por ese ministerio en Estados Unidos, Brasil, España, las Filipinas, India, Argentina, y América Central. La misión siempre es alimentar la espiritualida y animar a una conversación constante sobre la fe según nos afecta y funciona en nuestras vidas.
¿Cuál es la conexión de los claretianos con el Santuario Nacional de San Judas en Chicago?
El padre claretiano James Tort fundó el Santuario en 1929. La parroquia de Nuestra Señora de Guadalupe había comenzado a construir una nueva iglesia cuando la Gran Depresión le costó su trabajo a la mayoría de los feligreses. Entonces, como ahora, la parroquia era el centro de una comunidad mexicano-americana. Al principio lo que atraía a la gente a Sur Chicago eran los trabajos en las metalúrgicas y a Nuestra Señora de Guadalupe por la tradicional simpatía de los claretianos hacia las culturas hispanas. La gente sobrevivió como comunidad y construyó su iglesia orando a San Judas, el patrón de causas casi imposibles. Establecieron el Santuario como un centro nacional de oración y un pilar de apoyo para el trabajo de los claretianos de renovación espiritual y justicia social en los Estados Unidos y alrededor del mundo. El Santuario está situado en 3200 E. De la calle 91 en Sur Chicago. Puedes encontrar más información en www.shrine ofstjude.org o llamando al 312-236-7782.
¿Cómo puedo ayudar a los claretianos?
Los claretianos te piden que los recuerdes en tus oraciones, especialmente a aquellos con los que hacemos pastoral. Nosotros te recordaremos en nuestras oraciones también. Tus oraciones y sacrificios nos ayudan a llevar a Cristo a los pobres que, como muchos de nosotros, luchan por proveer para las necesidades diarias de sus familias. Si te interesa compartir un don económico conlos claretianos, haz click aquí o escribe a info@claretians.org o llama al 312-236-7782.
Dígame más sobre cómo hacerse claretiano
El camino al sacerdocio, o la vida como hermano, es de discernimiento y descubrimiento. Déjanos acompañarte dondequiera que estés en ese camino. Ponte en contacto con el director de vocaciones claretianas, Mario Delgado. En vocations@claretians.org o llama al 312-236-7782.
google-site-verification: google280ca0eeb565a7e1.html
A %d blogueros les gusta esto: