Home Durango Hablando de mujeres y traiciones, se fueron consumando las derrotas #Durango #PRI

Por Rubén Cárdenas.

La crisis en el priismo del estado sigue sin tocar fondo, al igual que en todo el país y especialmente en aquellos siete estados de la república en que los aspirantes del tricolor perdieron la elección del pasado 5 de junio.

El caso es que a un mes y 15 días de la derrota, al menos en Durango, no parece haber quien dentro del PRI logre hacer un recuento de los daños que propiciaron la derrota y asimile lo que realmente ocurrió para poder aspirar a un futuro decoroso. Por lo visto, hasta hoy, se sigue pensando en que la traición, principalmente, provocó la pérdida de la gubernatura. Cada uno de los señalamientos entre unos y otros puede llegar a propiciar un daño mayor en este instituto político a través del divisionismo, como no lo hayamos visto en otros tiempos. Y lo peor de todo es que tanta violencia intrafamiliar en el PRI, es pública.

Llamó la atención el sábado último esta publicación en Facebook de Rafael Alejandro Valles Guereca, ex titular de la Dirección Municipal de Desarrollo Urbano: “¿Así que todos te traicionaron? Y las puertas qué cerraste, la cacería que emprendiste, la indiferencia con que trataste a todos, las opiniones que callaste, las oportunidades que robaste, tu trato déspota… ¿Eso no es traición?”, sic.

Evidentemente, en este texto el exfuncionario municipal le revira, aun cuando no menciona el nombre del destinatario, al hoy excandidato priista a la gubernatura, Esteban Villegas Villarreal, ante los señalamientos con índice de fuego de que fue traicionado por “todos”. Y es que públicamente ha trascendido el malestar de Villegas Villarreal hacia un buen número de priístas locales porque esta vez literalmente “lo dejaron morir solo”.

La verdad es que en el PRI tildar de traidor a uno de sus miembros debe hacerse con mucho cuidado porque un dedo puede apuntar a alguien, pero el resto de los que contiene esa mano pueden orientarse precisamente a quien lo hace. De hecho, en política señalar de traición a alguien es un recurso para no reconocer culpas y quitarse la responsabilidad de encima ante un descalabro, cualquiera que sea, no necesariamente de una derrota electoral.

Por esto, en el priísmo local tiene razones para sentirse traicionada por los suyos Leticia Herrera Ale, quien estaba segura de merecer la candidatura al gobierno del estado, lo mismo otros actores que con Esteban Villegas Villareal en la dirigencia estatal del PRI fueron relegados y posteriormente también, cuando fungió como alcalde de la capital del estado. Es probable que piense lo mismo Oscar García Barrón, hoy diputado federal. Ni modo que Adán Soria Ramírez diga que no sabe de traiciones dentro de su partido, cuando hasta pisó la cárcel tras haber dejado la alcaldía en manos de Esteban Villegas Villarreal.

En el pasado reciente, el hoy gobernador electo, José Rosas Aispuro pudo haber sentido el efecto de la traición al no ser nombrado candidato al gobierno estatal en el año 2010, el exgobernador Ángel Sergio Guerrero Mier pudo también resentirse en el 2004 con Ismael Hernández Deras, quien públicamente le cuestionó y criticó el manejo de las finanzas estatales. Llegó incluso a amenazar con cárcel a funcionarios de Guerrero Mier.

La lista de “traicionados” es muy amplia, probablemente tanto como la que ahora despliegan sobre los “causantes” de la pérdida de la elección. Nada fácil resulta pues hablar de este tema en el tricolor, por supuesto que tampoco puede negarse porque existen las traiciones; sin embargo, lo complicado cuando se trata del PRI es que ¿Quién puede sentirse libre de culpa y lanzar la primera piedra?

Sigue de esta manera el tricolor local atrapado en un laberinto sin aparente salida, no hay quien siente a los rijosos en una mesa de diálogo y calme ímpetus en quienes siguen navegando en mares de frustración, le urge un liderazgo capaz de trazar una nueva ruta porque la diseñada hace casi 88 años dejó de ser transitable en Durango. Eso lo deben tener bien claro quienes militan en el PRI, junto con sus simpatizantes.

MILES DE DURANGUENSE salieron ayer al centro de la ciudad a presenciar el desfile de aniversario de la fundación de la ciudad de Durango, un evento muy posicionado en los últimos años, sobre todo por la participación de elementos de la Fuerza Aérea Mexicana. El clima fue propicio para un mayor lucimiento de los contingentes se desplazaron en la columna… ESTE FIN DE semana fue ejecutado en El Salto, Pueblo Nuevo, el titular de seguridad pública de ese municipio, justo cuando intentaba cargar de gasolina su unidad automotriz. Un sicario ultimó a balazos al funcionario y huyó sin dejar aparente rastro. No hay ninguna posibilidad de aclarar el homicidio hasta el momento… EN EL EXTERIOR de las instalaciones de la FENADU no se han instalado puntos de revisión antialcohol como en años anteriores. Era un gran negocio detener conductores enfiestados al salir de la feria, pero también un acto de doble moral, porque, por un lado, se invitaba a la fiesta y, por otro, la autoridad los esperaba para sancionarlos. Veremos si la medida de evitar estas revisiones continúa así durante toda la fiesta de la ciudad.

Twitter @rubencardenas10

google-site-verification: google280ca0eeb565a7e1.html
A %d blogueros les gusta esto: