Home Durango Se agotan los tiempos en el PRI y queda en el limbo

Por Rubén Cárdenas.

Entre pugnas internas de sectores, desorganización absoluta en el activismo, peticiones de expulsión para algunos militantes corruptos, el liderazgo de Ricardo Pacheco Rodríguez en el Comité Directivo Estatal del PRI llega a su término hoy, de acuerdo a los tiempos establecidos en la reglamentación estatutaria partidista. Es decir, a partir de hoy, queda el priísmo local en una especie de “limbo político”, impensable en otros tiempos.

Fuentes del propio partido sostienen que la última carta que tiene el aún grupo en el poder para sustituir a Ricardo Pacheco, quien hoy asume como diputado en el Congreso local, es Miguel Ángel Olvera, actual secretario general de gobierno; sin embargo, la línea del Comité Ejecutivo Nacional priista sigue férrea en el sentido de cambiar ciertas dirigencias estatales hasta que salgan los gobernadores que perdieron la elección en sus respectivas entidades, como es el caso de Durango.

Mientras tanto, al tricolor local, como en todo el país, le sigue pintando incierto el futuro cercano y todavía más, el lejano. En Durango, al conflicto por la imposición de la dirigente estatal del ONMPRI, Suhey Torres y de la revuelta al interior de la Confederación de Trabajadores de México que acabará, según se asegura, con la próxima sustitución de José Ramírez Gamero, se siguen sumando nuevos problemas.

La crisis política alcanzó también a la Confederación Nacional Campesina, en donde liderazgos representativos, como el de Jorge Polo Valdez, demandaron la remoción del actual líder Carlos Matuk López de Nava, quien, para no variar, desea dejar esa central campesina priísta hasta el 2019. Los campesinos del tricolor en Durango anhelan una elección interna abierta y democrática, alejada de imposiciones y privilegios, contraria a lo que ha sido durante los últimos veinte años.

Además, ciertos hechos recientes que han exhibido corrupción y excesos de algunos funcionarios priístas también se unen a esta cadena de males ya tan notoria. Ayer, el dirigente popular Pedro Ávila Nevárez dijo que durante la próxima reunión de Consejo Político Estatal, de la que todavía no hay fecha, demandará la expulsión del PRI de Javier Hernández Flores, exdelegado de la Secretaría de Desarrollo Social, envuelto en el escándalo de la bodega rellena de despensas, aguinaldos y productos para los más pobres. Dijo Ávila Nevárez que igualmente solicitará la expulsión de “otros malos funcionarios, que denigran al partido”.

En esta etapa imprevista que vive el PRI, cualquier consejero puede demandar la renovación del CDE en forma abierta, pero no habrá sucesión hasta que la convocatoria se emita y se publique en estrados durante diez días, de acuerdo a lo establecido en los estatutos del tricolor. El nuevo dirigente nacional del CEN, Enrique Ochoa Reza, estableció el compromiso de reunirse con los priístas en cada entidad de la república y todavía le faltan nueve por visitar, entre ellas Durango; se estima su estancia aquí para después del 15 de septiembre, una vez que asuma el nuevo gobierno estatal.

Un momento tan crítico para el PRI local no admite que Ochoa Reza, en su carácter de líder nacional, se tarde más allá de esa fecha para tratar de resolver discrepancias y reorganizar a la clase priísta tras la derrota del 5 de junio. Entre más se tarde en reunirse con los suyos, menos motivos encontrará para alegrarse, pues lo que fue una edificación consolidada y firme durante casi nueve décadas, hoy luce tambaleante y dividida.

De esta manera, será interesante observar lo que decida hacer Ricardo Pacheco como diputado local a partir de hoy, con nuevas tareas que lo alejarán aún más de la dirigencia del PRI, de la cual no quería ya saber mucho desde el resultado de la elección. Siguen los nubarrones negros encima del PRI y la tormenta apenas se avecina.

SE ESTRENARÁN HOY como funcionarios de la administración municipal de José Ramón Enríquez Herrera: Armando Ochoa Serrano, como Secretario del Ayuntamiento; Luz María Garibay, en la Sindicatura; Israel Solano, en Servicios Públicos Municipales; Luis Galindo, en Desarrollo Social Municipal; Patricia Salas Name, en Comunicación Social; Noel Flores, en el Instituto Municipal de Planeación; Alfonso García Villanueva, en Salud Municipal; Juan César Quiñones, en Desarrollo Urbano; Humberto Rosales, en Obras Públicas; Tadeo Campagne, en el Instituto Municipal de la Juventud; Rodolfo Corrujedo, en AMD; Salma Guzmán, en DIF Municipal; Claudio Herrera Noriega, en el IMAC; Edilberto Acuña, en Seguridad Pública; Ana Karen Ávila, en el INMUDE, entre otros nombres que ya oficialmente conoceremos en las próximas horas.

Twitter @ruben cardenas10

google-site-verification: google280ca0eeb565a7e1.html
A %d blogueros les gusta esto: