Home Cuaresma ORACIONES PARA EL 1ER DOMINGO DE CUARESMA

IMPRIMIR: Oraciones de cuaresma 1er domingo

¡Like y comparte!

Oraciones de cuaresma 1er domingo
“SI ES QUE ERES HIJ@ DE DIOS…”
Animación Bíblica Claretiana
Primer Domingo de Cuaresma A

Preparar

Una mesita discretamente decorada con motivos morados. Una biblia abierta en el evangelio del día, encendedor y vela. Tres

hojas o pancartas: una que diga ‘Pan’, otra que diga ‘Soluciones fáciles’, y la tercera: ‘Halagos y reconocimientos’.

Bienvenida

¡Buenas tardes/noches a todas y todos! Estamos aquí para prepararnos esta Cuaresma y celebrar con alegría, la Victoria de Cristo sobre el pecado y la muerte.

Anim. Esta noche queremos reflexionar sobre nuestra identidad profunda, la que nos impulsa y nos da rumbo en la vida de todos los días. Para esto nos ayuda mucho el evangelio de hoy, que nos ilustra sobre la identidad profunda de Jesús. Apenas el miércoles pasado recibimos la ceniza como señal de nuestro compromiso con Cristo. Ahora nos santiguamos de nuevo, para renovar nuestra opción por Jesucristo. En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo, Amén.

Mirando la realidad (Compartir)

+ ¿Qué nombres de personas nos gustan más? ¿Por qué? ¿Qué nombre de persona no te gusta?

+ ¿Quién te impuso tu nombre? ¿Te gusta? ¿Y tus apellidos? ¿Qué te dice tu nombre completo?

+ Menciona dos de los rasgos o características de tu familia que más te gusten y aprecies. ¿Compartes con tu familia esos rasgos?

> Sembrando el Evangelio de Jesús. (Al encender la vela decimos tod@s: Ilumínanos Señor con tu Palabra)

> Lectura del evangelio de Jesucristo según san Mateo (4,1-11)

> Cultivando el evangelio (compartir)

+ ¿Cómo Jesús enfrenta los obstáculos, y qué intereses guiarán su vida? ¿Qué papel juegan las Escrituras en todo esto?

+ ¿Por qué la conducta de Jesús corresponde a la de hijo de Dios?

+ ¿Crees que Jesús se conduce así porque es hijo de Dios o es hijo de Dios por su comportamiento?

+ Yo soy hijo e hija de Dios y también miembro de una comunidad de fe, la Iglesia, ¿En qué momentos o circunstancia no me he comportado como tal? (Personal y en silencio).

Ritualizando. Vamos a renovar nuestra identidad de hijos e hijas de Dios y el compromiso de seguir a Jesús, el Mesías de Dios. Haremos un círculo en torno a la Escritura, y al levantar y mostrar a tod@s la hoja del ‘pan’ decimos tod@s en voz alta: “Vivimos de toda palabra que sale de la boca de Dios”; y guardamos un minuto de silencio. A la de ‘Soluciones fáciles’ diremos ‘Dios está siempre con nosotr@s’, y hacemos silencio. Y a la tercera hoja decimos: ‘Sólo a Dios el honor y la gloria para siempre’. Silencio.

COMPROMISO PERSONAL: Contactar a algún familiar de quien estemos lejos; asistir a algún pariente en necesidad; acercarnos a alguien que esté sin familia.

Mt 4,1-11 Al bautismo de Jesús donde la Voz celeste ha declarado: “Este es mi hijo amado en quien me complazco”, sigue el relato de las tentaciones donde Jesús acredita su identidad profunda y fundamental de hijo de Dios. Jesús recibió el Espíritu de profecía en el bautismo, y él le conduce en su camino mesiánico. En efecto, el relato de las tentaciones es una especie de compendio ejemplar de las distintas incitaciones para conducir el proyecto del Reinado de Dios por caminos y formas diferentes a los marcados por su Palabra. El diablo o tentador trabaja para que re-neguemos de nuestra identidad de hij@s de Dios, y de la presencia del propio Dios en nuestra vida. El Mesías de Dios nutre su identidad y su quehacer de la Palabra de Dios escrita, la Biblia. Esa Palabra de Dios está a nuestro alcance para guiarnos en nuestro caminar por la vida.

Orando como Familia

Anim. Dios nos da su Espíritu para que vivamos según su Palabra y venzamos todas las tentaciones que nos alejan del camino de la Vida, pidámosle con fe: ¡Llénanos, Señor, con tu Palabra!

> Para que enfrentemos los problemas y situaciones difíciles con entereza de ánimo y seamos dóciles y obedientes a tu voluntad, oremos: ¡Llénanos, Señor, con tu Palabra!

> Para que trabajemos por el Reino de Dios y no por vanagloria personal, oremos: ¡Llénanos, Señor, con tu Palabra!

> Para que alimentemos nuestra fe y nunca dudemos del cuidado amoroso que nos tiene Dios, pidamos: ¡Llénanos, Señor, con tu Palabra!

> Se pueden añadir otras peticiones…

Oración. Dios nuestro, tú sabes que somos débiles y que necesitamos que tu Espíritu nos mantenga la identidad de hijas e hijos tuyos, por eso unimos nuestras manos para pedirte que derrames tu Espíritu sobre nosotr@s y nuestras familias, diciendo: Padre nuestro que estás en el cielo… Dios te salve…

Evaluación. Agradecemos su participación, y antes de irnos, expresemos brevemente qué nos ha parecido la sesión, qué nos gustó y qué nos incomodó, para poder mejorar en las próximas.

Bendición. Nuestra identidad profunda la tenemos de Dios y para Dios. Que estas reuniones de Cuaresma y de Pascua nos sirvan para aumentar nuestra fe, y rechazar las tentaciones que nos quitan nuestra identidad de hij@s del verdadero Dios de la Vida. Que nos bendigan Padre, Hijo y Espíritu Santo, Amén.

Más sobre la Pastoral Biblica Claretiana USA

google-site-verification: google280ca0eeb565a7e1.html
A %d blogueros les gusta esto: