¿Me escribes mi calaverita?

Las calaveritas literarias son una tradición muy arraigada en México, que consiste en composiciones en verso que se hacían desde la época virreinal y que eran usadas para burlarse de los largos epitafios que utilizaban los nobles.Puede escribirse con rima o sin ella, con rima y metro le llamaríamos verso clásico, o puede ser con rima pero sin metro, sería verso blanco o sin rima, ni metro, pero con ritmo sería el verso libre, que es el que usé para las calaveritas.

¿De dónde surgen las calaveritas literarias?

Las primeras calaveritas literarias se publicaron en 1989, en el periódico “El socialista”, de Guadalajara.

Actualmente esta tradición ha trascendido tanto que suelen escribirse calaveritas literarias sobre amigos, familiares, funcionarios públicos, gobernadores y hasta para el Presidente.

¿Qué son las calaveritas literarias?

Generalmente se escriben situaciones incómodas, sentimentos o críticas hacia determinada persona; y por supuesto uno de los personajes que no puede faltar en estos versos es la Muerte. Pero la muerte en este género tiene muy diversos nombres: La Parca, la Calaca, la Calaquita, la Calavera, la Pelona, Canica, la Desdentada, la Sonrisas, la Huesuda, Doña Osamenta, La Tembleque [temblorosa], Patas de Catre, Patas de Alambre, María Guadaña, la Segadora, la Igualadora, la Afanadora, la Pepenadora, la Polveada, la Catrina, la Chingada, la Tiznada, la novia fiel, la cierta, la cuatacha, la jedionda, la impía, la ciriquiciaca, la Comadre…imagínese todos los nombres que podríamos agregar si se suman los que han creado escritores/as en los últimos años.

Pbro. Marco Cárdenas.

Interesada en saber, los temas que el abordaba, andaba desesperada, 

y buscaba y rebuscaba, no es que fuera muy curiosa, se decía profesional

investigaba de todo y con gran profundidad. Sintonizando en la radio, 

se quedó muy quietecita, espantada al comprobar, que el Padre que conocía

también como Misionero, abría a debate los temas hasta de las religiones 

y gozaba relatar, todas nuestras tradiciones. Marco Cárdenas pidió:  

ayúdenme claretianos, estoy diciendo la misa, aún me falta el sermón.

La calaca se escapó, a duras penas, cojeando, pues al correr sus huesitos

ya no daban para tanto. La moraleja del cuento, si es que alguno lo pregunta:

si hay problema o enemigo, al que quieras enfrentar, recuerda que no estás solo,

hay que trabajar con otros, para el éxito alcanzar, pues si cada quien se

aparta, para luchar por su cuenta, suele incrementarse el riesgo, hasta 

volverte invisible, en cambio, si vas en grupo, invencibles ya serán.  

Laura Müller

Las noticias llegarán, con una voz transparente, optimista y desenvuelta, orgullosa y mexicana. Maestra de periodismo, su pasión es la verdad, es su valor la empatía y en las Noticias del día, siempre es muy profesional. Muy diligente empezó, sus obras a publicar. Abrió un canal de youtube, para poder enseñar, una vida saludable, a todos les va a encantar. Casi llegan al tercer, millón de sus seguidores, ya es “Influencer”, si señores, por su credibilidad y su presencia vital. 

La calaca muy celosa, del éxito que tenía, merodeó por la cocina y hasta soltó la guadaña. Ya sin estorbo en la mano, olfateó cada cazuela, probó  sopas y guisados, pedacitos de galletas, disfrutó las  de vainilla, con canela espolvoreada. Tan entretenida estaba, preparando su “itacate”, que no vio que se acercaba, un mastín bien adiestrado. Espantar era su oficio, la comida su incentivo. Con tantos huesos enfrente, ya sabrán quien fue el manjar.

Jorge Salazar.

Jorge Salazar estaba, concentrado en producción, trabajando como siempre

con mucha dedicación. La muerte andaba rondando, escogiendo compañero,

preguntaba preocupada, ¿Qué puedo decirle yo, para seducirlo pronto?

Se puso frente al espejo, para ensayar actitudes o tácticas de avanzada,

no olvidaba los modales, el aspecto, la apariencia y la ropa de catrina,

caminaba con donaire, ensayaba las miradas y fumaba sin parar.

Con voz melosa le dijo, al oído, muy quedito: me dicen Doña Huesuda

y ando buscando algún Don, si así firma quedaría, como todo un personaje

pues queda para la historia, en estas celebraciones, de tan bellas tradiciones.

Para cerrar esta primera parte leo la calaverita escrita  para:

Radio Claret América:

Cual novia fiel ahí estaba, esperando en la cabina, afilaba su guadaña

con la que quería acarrear, las almas que desfilaban, por la Radio sin igual.

Contaba hasta con los dedos, directivos, personal, hasta cantantes había,

figuras de sociedad, eminencias, funcionarios, todos muy profesionales,

hablando para la audiencia, sobre temas de interés, información de 1ª.

que a migrantes y otros grupos, como los de triple A o con discapacidad

o hasta mujeres y niñas, escuchan muy conmovidos, como callarlo, dirán

si las cuitas de la vida, se sienten menos con más, más personas ayudando,

consolando con su fe, siempre ofreciendo la mano, el consejo y algo más.

Ofrece el ISSSTE máxima seguridad en el traslado de pacientes con COVID-19  | Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del  Estado | Gobierno | gob.mx
 SERVICIOS DE SALUD.

Casi estiraban la pata, a pesar de estar muy sanos 

los llevaban de emergencia, al hospital más cercano

¿Donde está su Medicare?, preguntan en recepción

solo muestran su Plan A, no incluye medicamentos,

recomiendo un asesor, solo él les puede ayudar

pues debe de reemplazar, Medicare Original.

María Guadaña reía, relamiendo sus quijadas

sin contar que el asesor, fue certero y eficiente

al dar un Plan Integral y salvar a tanta gente.

La ocurrencia de variantes es esperable, pero la vigilancia debe continuar  para monitorear posibles cambios en su comportamiento - OPS/OMS |  Organización Panamericana de la Salud

COVID

La pandemia es comparada, a la gripe de hace tiempo

cuando la huesuda tuvo, horas extras, doble turno,

aunque también se habla mucho, de carencias y vacíos 

queda claro, para algunos, fue todo un “anillo al dedo”

negocios en medicinas, en equipos, tantos fraudes

publicados en los medios, mientras cerraban los ojos

la justicia, literal, lo digo aunque no me cuadre.

Al lado de tantas pifias, el personal de salud

siempre arriesgando su vida y su bienestar seguía

lo mismo que muchos grupos, de tan distintos servicios

que hoy le llamen esenciales, muy claro debe quedar

que gastar en lo superfluo, en nada puede ayudar

al futuro de los nuestros, cuídate tú sin temor

y protege a los que amas, vacúnense por favor

ayuda a que la greñuda, la calaca testaruda

se vaya pero directo, sin paradas intermedias

que ya tenemos su tumba preparada en el panteón.

ANDREA SALDAÑA RIVERA

Dicen que soy potosina, si lo soy, de corazón

me gusta bailar merengue, tango, rumba y el danzón

la calaca muchas veces, casi me lleva con ella

por poco cuelgo los tenis, rodando por la vereda,

ah que endina mi Comadre, que no se da por vencida

que le cuesta pepenarme, hasta que viva mi vida

dame cran más adelante, ya dime, cual es la prisa 

calaquita, no seas maje, deja que acabe mi encargo

mientras te vas al dentista, al Spa y hasta el gimnasio

así mejoras tu aspecto, aunque el exterior no importe

mucho ayuda la envoltura, tampoco es ostentación

el músculo mejorar, ya olvídate de esos huesos

tan frágiles y porosos, tan débiles y delgados

tendrías más aceptación, en los círculos sociales

ya sé, eso es lo de menos, aniquilas sin piedad

sin ninguna humanidad, ni piedad ni caridad.

Amiga, si eres la muerte, tú me llevarás al fin

anda Pelona, Calaca, como te quieras nombrar

vámonos a la chingada, vámonos de par en par.