Desarrollo Emocional

Agresión sexual: #Cuéntalo

febrero 10, 2021 6


share close

El día de hoy hablaremos de un tema bastante delicado y que puede incomodar a muchas personas. Especialmente a los hombres y a quienes de alguna forma justifican lo que viven las víctimas. Hablaremos de las agresiones sexuales; hacia las mujeres específicamente. El Lic. Rafael Salomón nos invita a reflexionar acerca de este tema en el capítulo «Agresión sexual» del Podcast «Amar, vivir y sentir».

Por desgracia cada vez es más común escuchar historias desgarrantes y difíciles de asimilar para todos los que nunca hemos vivido una situación parecida. Pero gracias a esto logramos ser conscientes de la realidad en la que vivimos. Si bien los feminicidios y otras formas de agresión han ido a la alza, el que cada vez haya más víctimas dispuestas a hablar de sus experiencias; mujeres que lo vivieron hace diez, veinte, treinta años, nos ayuda a darnos cuenta que esto siempre ha existido. Que es una violencia que se ha mantenido invisible por muchos factores.

¿Qué es una agresión sexual?

Hay una diferencia entre agresión sexual y violación. Solemos confundir ambos términos. Pensar que es lo mismo. Pero mientras que la agresión sexual abarca la violación, la violación no abarca todas las agresiones sexuales. Que pueden ser verbales, visuales o TODO contacto sexual no deseado. Se divide entre agresión sexual violenta y no violenta.

Agresión sexual no violenta

Algunos ejemplos son:

  • Gritarle a alguien obscenidades en la calle.
  • Obligar a alguien a observar un cuerpo desnudo o sus genitales.
  • Forzar a alguien a ver o hacerse imágenes sexuales.
  • Obligar a una persona a ver una masturbación.
  • Tocar a alguien de forma sexual sin su consentimiento.

Agresión sexual violenta

Puede ser obligar a alguien a:

  • Tener relaciones sexuales (lo que conocemos como violación).
  • Practicar sexo oral.
  • Introducir algún objeto en las cavidades vaginal o anal.

#Cuéntalo

Por lo general cuando hablamos de agresiones sexuales y violaciones, tendemos a creer que les suceden a mujeres adultas. Que es algo que hace un desconocido, al que inmediatamente podríamos calificar de mala persona al verlo. Que estas mujeres iban caminando de noche por un callejón oscuro.. Sin embargo gracias al #Cuéntalo podemos darnos cuenta que estas situaciones pasan en el hogar, en la escuela, en la oficina. Los agresores son los padres, tíos, primos, hermanos, abuelos, amigos, jefes, maestros, conocidos. Pasan a plena luz del día. Las víctimas son mujeres de todas las edades; desde niñas de seis años abusadas por algún familiar, hasta mujeres de la tercera edad en casas de reposo.

Es duro leer tantas historias, de miles mujeres que han sufrido de diversas formas una agresión. En algunas de las historias podemos ver que es alguien más quien cuenta lo sucedido porque la víctima fue asesinada o terminó cometiendo suicidio a causa de lo que vivió. A cualquier persona con un mínimo de empatía se le remueve el corazón. No es necesario que imaginemos que nos pasa a nosotras o a alguna mujer en nuestra vida, tan sólo con saber que cualquier persona ha pasado por algo así, es suficiente para llenarnos de rabia e indignarnos.

La manada

Este Hashtag nace a partir de un lamentable hecho que sucedió en Navarra, España en las Fiestas de San Fermín en el 2016. Un grupo de cinco jóvenes de Sevilla, de entre 24 y 28 años, violaron a una joven de 18 años en un portal en el centro de la capital. Uno de los jóvenes pertenecía a la Unidad Militar de Emergencias de España y otro era un guardia civil.

La joven denunció el hecho por violación. Durante el proceso se dio a conocer que los 5 jóvenes eran miembros de un grupo de WhatsApp llamado «La manada» donde compartían videos de agresiones sexuales y consejos para llevarlas a cabo entre ellos y otros hombres. Pudieron encontrarse videos de lo que le ocurrió a esta joven y a otras más, lo que abrió distintas investigaciones en otros municipios.

El caso se volvió viral y tuvo gran cobertura mediática. Causando indignación en todo el mundo, en gran parte por comentarios de jueces y abogados que a pesar de la evidencia sostenían que esos videos únicamente mostraban una relación sexual. Durante 3 años estuvieron entrando y saliendo de la cárcel por los distintos fallos que daban los jueces. Por fin, el 5 de julio del 2019, el fallo final los condenó a entre 9 y 15 años de cárcel por los delitos cometidos en Navarra. Sumados a las otras sentencias por las demás agresiones sexuales que se pudieron comprobar gracias a la investigación del grupo de WhatsApp.

Intentos de justificar

Durante este, y muchos otros casos de agresión sexual, se intenta justificar a los perpetradores por sus acciones. Con excusas como la ropa que usa la víctima, el consumo de alcohol o drogas, la hora, el lugar en el que pasaron los hechos, decir que los hombres solo siguen sus instintos, etcétera. Pero al leer tantas declaraciones de mujeres de todas las edades y todos los contextos podemos sensibilizarnos y darnos cuenta que el único factor común en TODAS las agresiones sexuales, son hombres que no respetan a las mujeres.

Una mujer puede seguir todas las recomendaciones y tener precaución siempre. Sin embargo, mientras se encuentre con un hombre que no respeta a las mujeres, sigue estando en riesgo de sufrir una agresión. Es importante recordar esto y dejar de revictimizar a las mujeres que deciden alzar la voz.

Arde

El Lic. Rafa Salomón nos comparte también en el capítulo «Agresión sexual #Cuéntalo» el poema «Arde» de Miguel Gane, que se ha vuelto un himno para las mujeres en la lucha feminista. Invitándolas a todas a no volver a guardar silencio.

No, calladita no estás más guapa.

Tú eres preciosa cuando luchas.,

cuando peleas por lo tuyo,

cuando no te callas

y tus palabras muerden,

cuando abres la boca

y todo arde a tu alrededor.

 

No, calladita no estás más guapa,

sino que un poco más muerta,

y si algo sé sobre ti

es que no he visto a nadie,

jamás,

con tantas ganas de vivir.

 

Gritando.

Por último, ¿qué considerar cuando nos hablan de agresión sexual?

Siempre que alguien nos hable de cualquier agresión sexual, ya sea que leyeron en los medios o que fueron víctimas de ella, es importante recordar que:

  • Si una persona no está consciente para poder dar su consentimiento, es lo mismo que un NO.
  • No importa la ropa, el lugar, la hora… El culpable SIEMPRE será el agresor.
  • Debemos entender el proceso psicológico de cada quien después de una agresión. Siempre varía.
  • Cada persona tiene su tiempo. Una persona que sufrió una agresión no habla antes o después; habla cuando puede hacerlo y está preparada.
  • Muchas mujeres jamás se atreverán a hablar.
  • Es importante creerle a quien decide alzar la voz. Que quieras a una persona y contigo haya sido de una forma, no significa que no pueda ser el victimario de alguien más.
  • La mayoría de las veces el agresor está en casa.
  • La mayoría de las agresiones sexuales son llevadas a cabo por personas de confianza.
  • TODAS las agresiones sexuales son importantes. Intentemos no minimizar con frases como «Lo importante es que no te violaron» cuando la agresión no llegó a eso.
  • Debemos seguir hablando de este machismo invisible.
  • Hay que sensibilizarnos como sociedad.
  • Debemos enseñar a nuestros hijos desde pequeños lo que es el consentimiento. Tanto a darlo, como a saber respetar cuando alguien más dice no.
  • Entre todos podemos lograr un cambio.

Esperamos que hayas aprendido algo nuevo o reflexionado acerca de este tema tan importante. Te invitamos a escuchar el capítulo completo. Si te interesa continuar tu desarrollo emocional, recuerda que en Radio Claret América tenemos muchos Podcasts disponibles para ti.

 

 

Tagged as: , , .

Rate it
Publicacion anterior
Publica un comentario (0)

Leave a reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *