Desarrollo Emocional

violencia sutil y sus consecuencias

julio 7, 2021 27


Background
share close

Por lo general cuando nos hablan de violencia, pensamos en agresiones físicas, gritos, insultos fuertes, etc. Sin embargo, la violencia sutil es tan fuerte como la violencia física. Y puede dejar incluso más secuelas. Es por ello que el Lic. Rafa Salomón nos habla acerca de sus consecuencias en el episodio “Violencia sutil” del Podcast “Amar, vivir y sentir”.

violencia sutil y sus consecuencias

¿Qué es la violencia sutil?

Son todos aquellos comentarios o actitudes que nos minimizan, nos hace sentir inseguros, restan valor a nuestras opiniones, etc. Por lo general es un tipo de violencia que solemos minimizar. 

Es común que si crecimos en un hogar sin golpes, insultos, gritos, pensemos que en nuestra infancia y en nuestra familia no hubo violencia. Pero si como adultos tenemos problemas para relacionarnos sanamente con los demás, muy seguramente sufrimos de violencia sutil.

¿Cuáles son las principales consecuencias de la violencia sutil?

Ya hablamos acerca de lo que es la violencia sutil, ahora es importante hablar acerca de las consecuencias que puede traer en nosotros si la vivimos constantemente. La violencia sutil en la infancia es la principal causa de que de adultos suframos de:

  • Baja autoestima. La autoestima es la percepción que tenemos de nosotros mismos y la valía que nos damos. Cuando tenemos baja autoestima solemos pensar que nuestros problemas no son importantes, que todas las personas son mejores que nosotros. Somos muy críticos con nosotros mismos y nos cuesta aceptar ayuda porque creemos no merecerla. Por supuesto existen casos mucho más graves que otros.
  • Ansiedad. Es una preocupación y miedo intensos. Puede traer consigo síntomas físicos como sudoración, respiración agitada, cansancio excesivo, taquicardia, llanto, dificultad para respirar, etc.
  • Depresión. Existen diferentes tipos de depresión:
    • Depresiones estacional. Es decir que dura sólo un tiempo y puede ser detonada por algún suceso difícil para la persona. 
    • Depresión subclínica. Puede pasar inadvertida porque no se detecta un ánimo deprimido ni la incapacidad de disfrutar las cosas. Pero presenta otros síntomas como pesimismo, ansiedad, irritabilidad, apatía, disminución o aumento de peso sin razón, etc.
    • Depresión clínica. También conocido como trastorno depresivo mayor. Se caracteriza por un sentimiento de tristeza permanente o la pérdida de interés en las actividades. Provoca una variedad de trastornos emocionales y físicos.

Burlas

Frecuentemente en algunas familias, la burla es una forma de “llevarse”. Desde ponerse apodos por defectos fìsicos hasta insultarse “en broma”, cada vez que comete un error. Lo tenemos tan normalizado que podríamos creer que no es importante y que considerarlo violencia es una exageración. Sin embargo, los estudios han mostrado que cuando una persona crece con burlas, a pesar de que sean hechas “como bromas”, su autoestima disminuye y crecen sus inseguridades.

Humillaciones

Existen otros casos en los que más allá de burlarse, las personas buscan humillar a la otra persona. Es decir, ofender o herir el orgullo y honor de de ésta. Por ejemplo decirle a una persona que es una inútil, que no sirve para nada, que no sabe hacer nada bien, cada vez que comete un error.

Desprecios

Esto se refiere a no valorar el esfuerzo de una persona. Hacer de menos sus capacidades. Por ejemplo; decirle a tu esposa que su comida no es tan buena como la de tu mamá o decirle a tu hijo que deje de desperdiciar papel cuando te hace un dibujo. Puede que nuestra intención no sea despreciarlos, pero lo que provocamos en la persona es sentir que lo que hace no es suficiente para complacernos.

Falta de atención

Vivimos en un mundo muy ajetreado en el que a veces no tenemos tiempo ni de respirar. Es normal que nos la pasemos ocupados, corriendo entre un deber y otro. Y a veces, esa falta de tiempo hace que descuidemos a quienes más amamos. Desafortunadamente la falta de atención que tenemos hacia quienes amamos, también repercute en su sentido de valía y puede traer consecuencias graves que arrastrará en el futuro.

Nulas muestras de cariño

Los seres humanos somos seres sociales. Y como seres sociales necesitamos sentirnos parte de un grupo, precisamos interacción, palabras de aliento, cariño. Existen casos en los que las personas no aprendieron nunca a ser afectuosos de ninguna manera. Porque nunca fueron afectuosos con ellos. Y como eso es lo que vivieron y “están bien”, creen que no tiene nada de malo. Pero puede causar una gran confusión en sus hijos y a su vez, estos de grandes podrían reproducir este comportamiento. Volviéndolo un ciclo de violencia sutil interminable.

La violencia sutil en la infancia

violencia sutil en la infancia

Este tipo de violencia afecta a todos. Pero, los más susceptibles serán siempre los niños. Pues aún están desarrollando su sentido de pertenencia, están descubriendo el mundo y aprendiendo a través de sus padres. Si un niño crece rodeado de cualquier tipo de violencia y nunca trabaja en sanar las heridas que causó, crecerá y reproducirá esa violencia en su vida adulta. Ya sea ejerciéndola o conviviendo con personas que la ejerzan en él o ella.

Por ello es muy importante que como padres seamos conscientes de lo que le damos a nuestros hijos. Así como de cómo se comportan entre hermanos. Los niños pueden llegar a ser muy crueles porque aún están desarrollando su empatía. Además ellos no piensan en el daño que pueden causar a futuro. Es nuestro deber como padres enseñarles a ser amables entre hermanos, a tratarse con respeto y cariño.

Como una gota de agua

Podemos pensar en la violencia como ese martillazo estruendoso y la violencia sutil como un goteo constante. Si damos un martillazo fuerte contra una roca, seguramente le causará un daño visible y todos podremos ver ese daño. Además del ruido e impresión que nos causará. Mientras que si vemos un goteo constante sobre una roca, podemos pensar que es insignificante, que nunca le hará nada a la roca. Pero al pasar de los años, ese goteo constante podría dejar una huella mucho más profunda que la que causó el martillazo.

Conclusiones

A pesar de que pensemos que las palabras pueden ser inofensivas o que nada pasa si no prestamos atención a alguien o demostramos cariño. La evidencia muestra el gran daño que les podemos hacer a largo plazo. Por ello lo mejor siempre será intentar identificar estas actitudes y cambiarlas por unas más sanas. Recuerda que el respeto debe ser siempre la base de toda relación.

Si te gustó el tema de hoy te invitamos a escuchar el capítulo completo. También te recordamos que en Radio Claret América tenemos muchos otros Podcasts disponibles para ti. Porque el presente es la única oportunidad que tenemos para ser mejores.

Rafael Salomón
Rafael Salomón

El Licenciado Rafael Salomón escritor y conferencista se ha especializado en temas de desarrollo humano, motivacionales y manejo inteligente de las emociones.
Es facilitador en procesos de cambio y coach, con su metodología aprovecha la experiencia de vida de las familias para ayudarlas a potenciar sus propias capacidades y sentimientos.

Rate it
Publicacion anterior